Razones para no tener una relación seria antes de los 20

Cómo nos gusta a las mujeres saltarnos etapas de la vida. No sé por qué lo hacemos, sólo logramos perdernos muchas cosas, y ahí nadamos después lamentando no haber vivido nuestra juventud como se suponía teníamos que hacerlo. Y parte de esto son las relaciones amorosas. No digo que no tengas novio, lo único que digo es que no dures 5 años con él, cuando tienes 15 o 18, te perderás de mucho y lo más seguro es que no te quedes con él el resto de tu vida ¡Que la vida no lo permita!

No es momento de que juegues a la casita, es momento de que experimentes, que disfrutes, que vivas, ya después vendrá el momento en que las cosas puedan ponerse verdaderamente serias, antes no.

Nota: Hemos hecho alianza con ‘Necesito un Consejo’ para ayudarte si es que estás pasando por un momento en el que necesites hablar con alguien sobre algún problema de autoestima, relaciones o cualquier otro dilema que tengas. Manda DM y te ayudaremos.

No tienes la madurez necesaria

Así es, aunque no lo creas se necesita cierto grado de madurez para poder tener una relación seria y sana, de lo contrario sólo obtendrás drama, sufrimiento, una idea errónea de lo que es el amor y más drama.

No ganas experiencia

No todos los hombres son iguales y eso no lo vas a descubrir por ti sola si te enfrascas en una sola relación por años y años. Tienes que cometer errores, aprender e ir definiendo qué quieres y cómo lo quieres.

Te pierdes de mucha diversión

Las salidas con amigas, las idas a bares, los coqueteos, las citas de una noche, besos únicos e irrepetibles. Esto y mil cosas más te perderás si desperdicias tu adolescencia en una sola relación.

Más adelante vendrán dudas y arrepentimientos

Está más que comprobado. Quienes se quedaron con su amor de adolescencia entrarán en una etapa de dudas, anhleos y arrepentimientos. Terminarás sintiendo que te hizo falta vivir cosas, andar con otros chicos, y obvio tu relación no terminará nada bien.

Descubrir quién eres se vuelve más difícil

Si de por sí la adolescencia es complicada, no sabes quién eres ni a dónde vas. Y a eso le sumas una relación que puede impedir que lo descubras. Porque al final puedes terminar adoptando gustos y metas de la otra persona, y terminarás sin saber quién eres y qué quieres en realidad.

Tus amistades no se consolidan

Te la pasas tan enfrascada en tu relación que terminas sin amigas o amigos. Ya no te invitan a salir y te pierdes de momentos que no volverán.

No te permites conocer gente nueva

En esta etapa es cuando más conoces gente. Y una relación te limita bastante. Cuando termines con ese chico te darás cuenta que ni tienes amigos y en realidad no conoces a nadie. Obvio esto puede limitarte a futuro porque todos necesitamos contactos de vez en cuando.

Podrías cometer errores irremediables

Podrías terminar casada y divorciada antes de cumplir siquiera los 25. Y eso no es lo peor, tus planes de vida pueden verse seriamente afectados. No terminar tu carrera o no trabajar. Además puedes embarazarte a muy temprana edad y eso complicaría horrores tu futuro.

Desatiendes cosas de las que tu futuro depende

No le prestas atención a tus metas, la escuela y los planes de trabajo pueden quedar relegados a segundo plano por pensar que tu relación “madura” es más importante. En esta etapa debes enfocarte en ti y sólo en ti.

No la necesitas

No necesitas una relación seria antes de los 20. Necesitas salir con amigas, divertirte, conocer muchos chicos, enamorarte veinte veces, que te rompan el corazón. Aprender de tus errores, madurar, realizar tus metas, soñar. No adelantes etapas, ya llegará un momento más estable en tu vida en donde sí cabrá una relación formal.

Si quieres más ideas síguenos en Pinterest.

Te recomendamos

Tienes que ver