Squats que te darán unos glúteos que siempre saldrán bien en las selfies

En algún momento de tu vida (o en muchos) has intentado tomarte selfies en donde tus pompis sean las protagonista, pero al final no terminas conforme y prefieres borrarlas para que no quede prueba de que alguna vez lo intentaste.

Deja ya de avergonzarte de esa retaguardia, y mejor ponte manos a la obra para darle la forma y el tamaño que siempre has deseado. Estos ejercicios son infalibles y te garantizan unos glúteos que siempre salgan bien en las selfies. Levántate de una vez y comienza porque sentada no lograrás nada.

No necesitas la banda de resistencia ni la pesa si no lo deseas, lo importante es el movimiento. Abre y cierra las piernas mientras das un pequeño salto y realizas el squat.

Así trabajarás la parte superior e inferior de tus piernas.

Lunges mucho más completos.

Recuerda mantener recta la espalda y hacerlo a un ritmo bueno pero no demasiado rápido.

Estira tus brazos para que tengas mejor equilibrio. Hazlo primero con una pierna y después con la otra.

Para aumentar la intensidad, añade un banquito.

Este además te hará quemar más calorías.

Es ideal para el final del entrenamiento, sigues trabajando con menor impacto y te estiras.

No te olvides de las sentadillas profundas. Si colocas un palo de escoba en tu espalda tendrás mayor equilibrio.

Ideal para iniciar tu entrenamiento, te ayudará a calentar.

No te olvides de los laterales de tus glúteos.

Te recomendamos

Tienes que ver