Rutina para mejorar tu mañana… versión cuarentena

La cuarentena nos ha traído muchísimos cambios, y si bien no puedo decir que la mayoría de ellos han sido positivos, debo aceptar que hay algunos que nos benefician… o bueno, solo si ponemos de nuestra parte y los implementamos como nuevos hábitos en nuestro día a día.

Hoy te quiero compartir algunas ideas de cómo es que lograrás cambiar por completo esa dinámica estresante de tus mañanas. Si los comienzas a hacer desde mañana mismo, verás cómo tu día y tu energía mejorará de un instante a otro. Basta que pongas la mejor actitud y seas constante ¡confía en mí!

Despierta antes de que salga el sol

Despertar antes del amanecer al principio te hará sentir que estás loca, pero a los pocos días tu cerebro se acostumbrará y mágicamente comenzará a ser más productivo y creativo. Lo notarás porque tus ideas, pensamientos y estrés comenzarán a disminuir de manera mágica. Poco a poco notarás que amaneces con más claridad sobre cómo resolver ciertos problemas.

Un tip para lograrlo es que un día antes veas a qué hora será el amanecer en tu ciudad y dependiendo de eso, puedes poner la alarma 15 minutos antes de que suceda.

Al despertar bebe un vaso grande de agua

El agua hará que tu organismo comience a funcionar como debe, pues el simple hecho de hidratarte provocará que tus pensamientos sean más claros y que tu energía positiva sea más constante.

IMPORTANTE: No tomes ni café ni té antes de beber agua… primero lo primero. Después ya podrás beber lo que quieras, pero dale prioridad al agua, ¿oki?

Si no te quieres bañar, lava tu cara con agua tibia y un poco de jabón neutro

En mi caso no puedo bañarme por las mañanas debido a que mi familia ocupa el baño ya que tienen que salir a trabajar; sin embargo, lo que sí hago es lavarme muy bien el rostro para estar fresca, bonita y preparada. Es importantísimo que esto lo hagas para sentirte bien contigo misma.

IMPORTANTE: Trata de no usar otro jabón que no sea ‘neutro’ para tu rostro.

Antes de conectarte a tus clases online, mira un par de videos sobre un tema random pero que te inspire.

Por ejemplo, una entrevista de alguien a quien consideras muy interesante. Una presentación en vivo de algún artista en un desfile de Victoria’s Secret (jaja) o cualquier cosa que te venga a la mente… eso lo decides tú. Busca un poco de inspiración antes de iniciar con tu día “productivo”.

Desayuna un poco de fruta con miel y yoghurt griego… algo ligero pero nutritivo.

Hay muchísimas ideas: Un pan tostado con aguacate, Un smoothie de berries, etc.

El punto está en desayunar ligero pero que sea nutritivo. Trata de no comer comida procesada, pan dulce, galletas y demás cosas que solo te puedan hacer que inicies tu día inflamada.

Si quieres darle un toque especial a tu día, pide algo por Uber, Didi o cualquier otra app de food delivery.

Después de que ya hayas iniciado tu día, puedes darle un toque especial pidiendo a domicilio algún antojo que puedas tener. Te hará sentir super bien y te motivará. No lo hagas diario, pues podrías quedar en bancarrota jaja.

En mi caso yo mínimo me pido 2 veces a la semana un café de Starbucks… principalmente cuando sé que el día será un poco más pesado y necesito algo que me ayude sentir apapachada y motivada.

Ponte como objetivo terminar tus tareas de la escuela o trabajo antes de medio día

Sé que no siempre se puede, pero cuando tengas la oportunidad, intenta avanzar lo más que puedas. Es increíble terminar temprano y darte cuenta que tienes todo el día para ti, ya sea para ver una peli, para hacer ejercicio, leer o simplemente para seguir aprendiendo en internet actividades que a ti te interesan.

Con estos sencillos cambios verás cómo tu energía se renueva y comenzará una nueva era en esta etapa tan difícil que lo queramos o no, a todas nos está tocando vivir y experimentar. ¡Te mando un abrazo y espero que te hayan ayudado!

No olvides que si estás pasando por un momento difícil, nuestras amigas de @NecesitoUnConsejo te pueden ayudar.

Te recomendamos

Tienes que ver