Cosas que me hacen querer matar a alguien cuando voy al cine

Ir al cine es de las cosas que más disfruto, soy adicta a las películas, pero a veces opto por no ir debido a que parece que la gente cada vez se sabe comportar menos. Y es que no sé si es mala suerte o de verdad ya toda la gente es así, pero siempre me tocan ese tipo de personas que tienen el don de arruinarte hasta las cosas más simples de la vida.

¡Dan ganas de asesinarlo!

Hablar

Al cine no se va a hablar, ni tantito. Se va a estar en silencio para disfrutar de la película y dejar que los demás la disfruten. Obvio se vale reír o asustarte, pero no más. Si tienes muchas ganas de compartir tus ideas una cafetería sería un mejor lugar.

Usar el celular

Aunque no lo crean hay gente que no se da cuenta que en el cine estamos a oscuras para poder ver bien la película y que cualquier luz lastimará y distraerá a los demás. Entonces no tienen idea que la maldita luz de su celular se ve en toda la sala y que molesta y mucho. Si la película está tan aburrida como para ver el móvil, hazle un favor a los demás y vete antes de empezar a molestar.

luz celular

Subir los pies a las butacas

Yo entiendo que a muchas personas sus padres no les hayan enseñado modales, pero uno llega a una edad en donde debe ser consciente de las tarugadas que hace. Y pensar un poco en los demás y no sólo en si mismo. Subir los pies a las butacas sólo demuestra lo peleado que estás con tus neuronas.

Patear el asiento de enfrente

Yo entiendo que a veces no hay mucho espacio para las piernas, pero eso no justifica que tengas que estar pateando repetidamente la butaca de enfrente. Una o dos veces a todo el mundo puede ocurrirle, pero que te la pases así toda la película desquicia a cualquiera.

subir pies cine

Llevar bebés

Si es una película infantil no hay problema, uno sabe en lo que se mete cuando quiere ir a ver una película así al cine. Pero si la película no es para niños no tiene porque haber niños. El llanto de tu bebé, las patadas a nuestro asiento o el jalón de cabello porque ya se recargo en nuestro respaldo no nos enternece ¡nos arruina la película! Si no tienes quien te los cuide es mejor que  la rentes y la veas en casa.

Ir cuando estás enfermo

En primera es un lugar cerrado y tus gérmenes podrían contagiar a alguien. Además que estés tosiendo y sonándote la nariz cada 3 segundos no es nada agradable. Mejor prepárate un té, cobiíjate y renta una película en la comodidad de tu hogar.

sick

No ir al baño antes

Puedes ir antes de llegar al cine, mientras esperas a que te dejen entrara a la sala e incluso durante los cortos ¡ah no! tienes que ir justo cuando la película va empezando, y por si no fuera poco tu pequeña vejiga no aguanta y tienes que ir a la mitad justo en la parte más emocionante ¡Que fastidio!

Usar los dos descansa brazos

No sé si sepas pero sólo te toca un descansa brazos, no puedes adueñarte de ambos.

hateyou

Abrir demasiado las piernas

Esto lo hacen los hombres, y con mucha autoestima tengo que decir. Porque ellos creen que no pueden sentarse como la gente decente pues piensan que tienen un tremendo paquete entre las piernas y que si no las abren lo suficiente lo aplastarán ¡Hombres! no les pasa nada si las cierran y dejan de fastidiar!

Salir y contar el final

Esto pocas veces me ha pasado en la vida, me pasa más que a mis contactos les fascina fastidiar a los demás contando la película que se acaba de estrenar. Se sienten muy graciosos y atrevidos, pero lo único que demuestran es que son estúpidos.

hateyou

Aventar palomitas

Pues sí, aunque no lo crean aún existen este tipo de sub normales que no saben que las palomitas son para comerse y no para aventarse como proyectiles hacia las demás personas en la sala. Siempre son grupos de adolescentes que se sienten súper alternativos y atrevidos, pero no saben que la gente sólo los ve como uno pobres pelmazos inmaduros.

Llevar comida ruidosa

Yo entiendo que la economía está cañona y que hay veces en que llevar nuestros propios snacks es la solución más económica, pero al menos elijan a aquellos que no hagan ruido al abrirse, ni mientras se los están comiendo ¡es muy molesto!

Te recomendamos

Tienes que ver