Aventuras que te propongo hagamos juntos

No sé, piénsalo…

– Hacer un picnic improvisado cualquier día del año, para olvidar todo el estrés o problemas que tengamos en ese momento. ¡Sin importar que sea un día entre semana!

– Pintar un cuadro juntos.

– Ir a un karaoke en donde me cantes una canción que te haga pensar en mí y yo una a ti.

– Preparar margaritas o cualquier cóctel, palomitas y acostarnos a ver toda la tarde Netflix.

– Hacer un tour de un fin de semana por los lugares más lindos de nuestra ciudad como si fuéramos turistas.

– Ir a un spa juntos.

spa-juntos

– Subirnos a un globo aerostático y ver el paisaje abrazados. Si es durante la puesta del sol, aún mejor.

– ¡Enséñame a manejar! Eso sí sería una aventura extrema.

– Vamos a un mirador y simplemente sentémonos sobre el auto y platiquemos, no importa de qué.

– Una pelea de almohadas.

pillos w

– Tomemos el sol en la azotea o patio trasero de la casa. Pongámos música y preparemos unos snacks para pasar el rato.

– Vamos a una clase de algo que jamás hayamos imaginado hacer. (Bailar salsa, aprender a cocinar, ¡lo primero que se te ocurra!).

– Hacer una fogata y contar historias de terror.

– Ahorrar un poco de dinero y en la fecha que tú quieras, comprar comida o juguetes e irlos a repartir a niños o personas sin hogar.

– Busquemos un lugar en la ciudad, que sea “nuestro lugar”. Por si algún día terminamos y años después nos arrepentimos, podernos reencontrar ahí mismo de nuevo ¡Awww! jajaja.

veamos

– ¡Ir en la noche a un cementerio!

– Poner una hamaca en el patio y quedarnos viendo las estrellas y platicar sobre los mejores momentos de nuestra infancia.

– Pongamos un candado en el lugar más escondido de la ciudad con nuestras iniciales y que se quede ahí hasta después de que nosotros ya no estemos.

– Compremos una cámara instantánea y tomemos muchísimas fotos en diferentes partes de la ciudad.

– Hagamos una cena romántica en casa donde los dos nos vistamos realmente elegantes y guapos. ¡Tú elige la comida y yo la cocino! Simplemente no olvides tu traje y corbata.

Te recomendamos

Tienes que ver