5 Actitudes inmaduras que te hacen terminar odiando tu relación

Aunque todas soñamos con tener una relación linda, sana y duradera, la verdad es que esto es más difícil de lo que podemos imaginar, pues ya sea por problemas no resueltos con nosotras mismas o issues de la otra persona, siempre habrá temas que si no somos lo suficientemente [email protected], provocarán que esa “linda historia de amor” termine por ser una de las peores experiencias de nuestra vida.

Hoy te quiero hablar de las que para mí son las 5 actitudes más comunes (y que no muchas personas se dan cuenta) que provocan que una relación termine sin remedio alguno. Aplican tanto para ella como para él. Espero te ayuden a analizar mejor la situación.

Nota: Recuerda que si estás pasando por un momento en el que necesites apoyo emocional, puedes enviar mensaje a @NecesitoUnConsejo, ellos te podrán ayudar como no tienes una idea.

Discutir y querer ganar aunque no tengas la razón

Querer ganar por ganar es el peor mal para una relación, pues esto solo demuestra que uno de los dos lucha por poder y no por razón ni mucho menos por amor. Lo peor es que cuando intentas ganar, puedes decir palabras que terminen lastimando para siempre no solo a tu relación, sino a la persona.

En tu próxima discusión, respira y si estás muy enojada sé directa y di lo que tengas que decir, pero siempre de manera muy consciente y madura. Si tú cometiste el error, no te cuesta nada aceptar e intentar mejorar como persona… eso no te hace menos.

Controlar cada movimiento que hace tu pareja

¿A dónde vas?, ¿con quién?, ¿a qué hora llegas?… ¿y si mejor te quedas conmigo?… Son solo algunos ejemplos, ¿pero te has preguntado en realidad por qué lo haces? Si no es así, yo te lo diré (podría no gustarte, lo advierto).

Si no hay razón para sospechar que él te mentirá sobre en dónde o con quién andará, entonces déjame decirte que lo haces porque eres insegura de ti misma debido a problemas personales o a problemas que vienes arrastrando desde relaciones pasadas o inclusive de la actual y que hoy quieres proyectar en tu relación actual.

Aquí la pregunta es: ¿estás decidida a cambiar esta actitud? pues si no, lo mejor es terminar con tu relación, ya que esto los llevará definitivamente a terminar tarde o temprano.

Hacerle ver TOOODO lo que hace mal (según tú)

Querer demostrarle que no como tú harías las cosas en realidad es solo una manera en la que demuestras que necesitas darte un respiro y analizar que él simplemente tiene otra manera de ser. Si algo no te gusta de cómo lo hace, entonces hazlo tú y no esperes a ver en cada pequeña cosa que hace o deja de hacer. Respeta su manera de pensar y actuar, si hay algo que a ti te afecte se lo puedes decir de manera directa sin necesidad de hacer parecer que lo estás “regañando”.

Pelear por el dinero que no tienen

Veamos, si ambos están en aprietos económicos… entonces déjense de tonterías y ambos busquen un empleo en el que puedan ir saliendo de sus problemas poco a poco. Acusar a uno o al otro de que por su culpa no tienen dinero, es totalmente absurdo, más aún porque son pareja y en teoría si es que están juntos es porque quieren ser un equipo.

Si crees que él es un holgazán, entonces sepárate y deja de estar haciéndote tú misma la vida de cuadritos.

Poner en primer lugar a todos antes que a ustedes

Sí, me refiero a poner en primer lugar a sus papás, a sus hermanos, a los amigos y hasta a los vecinos, antes de ver qué es lo que a ustedes los hace felices como pareja. Vivir dependiendo de lo que los demás opinen sobre qué es lo que creen que tienen que hacer de su relación solo los llevará al fracaso.

Dejen de oír a los demás y solo escúchense ustedes. Vean qué es lo que necesitan para madurar a la par y cómo es que pueden lograrlo.

Espero que estos sencillos consejos les hayan ayudado… quiéranse, no se juzguen.

Te recomendamos

Tienes que ver