Dime cómo eras en clase y te diré qué vestido de graduación usar

Querámoslo o no, tomamos un rol en nuestro salón. Muchos compañeros, que no te conocieron bien, tuvieron que etiquetarte por algo que te caracterizaba ¿Pues sabes qué? Podemos sacar provecho de esto, ya que tu comportamiento en clases es parte de tu personalidad y un vestido que lo refleje será perfecto para ti.

Para las chicas sabelotodo, un vestido aperlado con pedrería ¡te hará el diamante más brillante! Demostrar tu inteligencia causó conflicto en tu escuela ¿Qué más da? Si al final todo ese conocimiento no le afecta a nadie más que a ti… y para bien.

Para las chicas críticas, un vestido negro mate te irá de pelos. El adjetivo “crítico” no quiere decir que anduviste de chismosa, sino que analizabas todo, preguntabas, opinabas, tomabas posturas y nunca dejaste que nadie te venciera en tus ideales.

Para las chicas que tomaban apuntes ¡Y los pasaban! se merecen un vestido de oro, pues sin ellas muchos de los compañeros no hubieran aprobado ¡Tu vestido será el premio que todos quisieran darte!

Para las chicas calladas de hasta atrás, un vestido mate de color vibrante. Seguro que no te llevaste con muchos porque no te caían bien o por tímida ¡No importa! Es tu momento de brillar sin importar nadie; y seguro eres rarísima y amarás un vestido extravagante.

Para las que se la pasaban texteando, un vestido rosegold de pedrería. Siempre eras la primera en enterarte de las noticias, chismes y tendencias ¡Sigue demostrándolo! ¿Cómo? Buscando el vestido más chic y a la moda que consigas.

Para las que siempre estaban histéricas, un vestido azul que es el color más relajante. Ya sea por la acumulación de proyectos, exámenes o incompetencia de tus compañeros de equipo ¡terminabas histérica! Es hora de darte un respiro.

Para las chicas coquetas, un vestido rojo y seductor. Sabemos que la escuela no era para salir con chicos, pero te es inevitable, eres ojo alegre y te gustaba divertirte ¡Total! No afectó para que te graduaras y hay que celebrar.

Para las que no hacían nada y aún así aprobaban, un vestido fiusha. Todos se preguntan cómo le hacías para faltar a la mitad de las clases y pasar tus materias ¡Sólo tú lo sabes! Sigue con el misterio con uno de los vestidos más polémicos.

Para las sobresalientes, un vestido rojo igual de sobresaliente. Todos en el salón te hablaban o al menos te ubicaban ¿por qué? Siempre fuiste muy extrovertida, activa, organizabas eventos, participaba en todo ¡Bien por ti!

Para las chicas pasalonas, un vestido gris y neutro. Eres una chica que aprendía más en la vida que en la escuela y te la pasabas soñando despierta. Tranquila, ahora todo irá mejor, podrás seguir tus sueños y hacer lo que te gusta. Usa un gris que se asocia con los bocetos… porque tú aún lo eres.

Te recomendamos

Tienes que ver