Tendencias del 2018 que afortunadamente se irán de nuestras vidas

Para muchas, el 2018 no fue el mejor de todos, lo bueno de año nuevo es que te mentalizas a que todo va a cambiar… para bien. Lo mismo sucede con la moda, amamos algunas tendencias, pero también odiamos otras tantas.

Sé que no usarías algo que no te agrada, aunque fuera tendencia. Sin embargo, como fashion police, es muy difícil ver a otras usando tendencias horribles sin querer multarlas. Lo bueno es que este año le diremos bye bye a…

Lentes de sol pequeñitos

Nunca entendí esta moda, no cubrían bien el sol, te hacían lucir más cabezona y hasta ojona. Sé que es un gusto que muchas disfrutaron, pero como chica de ojos grandes ¡No gracias!

Bolsos transparentes

No entiendo la obsesión por querer mostrar lo que llevas contigo. Obvio en mi universidad hay chicas con útiles hermosos dignos de presumir; pero no faltaba la descuidada que hasta la basura se le veía en su bolso.

Tops de encaje

El encaje es de mis telas favoritas, pero para usarla debajo de la ropa como un misterio que sólo los merecedores deberían conocer.

Sock boots

Me gusta pensar que muchas de las tendencias que “crean” las Jenners ¡es porque les pagaron! Seamos honestas, estas botas no son para nada estéticas, a menos que vayas a bailar un tribal.

Mangas abultadas

Creo que no había necesidad de abultar nuestros brazos ¿Qué se planeaba con esta moda? ¿Lucir más fortachonas? Porque lo lograron.

Boina / gorra marinera / gorro de maquinista

Será que Chanel apeló a la nostalgia de los 90’s para traernos una moda ¡que no a todas nos agradó! Al igual que los mini lentes no cubrían del sol y te hacían lucir algo cabezona.

Calcetines transparentes

Los calcetines transparentes no tenían nada de sentido, si los usabas con pantalón nadie lo notaba, y si eran visibles se veían espantosos. Definitivamente una moda que espero, como mi ex, nunca regrese.

Ultravioleta exagerado

Así como este año Pantone nombró al “coral” el color del año, el año pasado fue el ultravioleta. No niego que es un color divino, pero no hay que sobre explotarlo. Así que estás advertida para que este año no exageres con el coral.

Te recomendamos

Tienes que ver