Outfits con prendas que pensaste jamás se verían bien juntas

Cuando voy de compras muchos de mis pensamientos son: “¿quién usaría algo así?, ¡qué prendas tan más raras!, jamás compraría algo así, ¿cómo combino esto? etc. Hay muchas prendas que no nos atrevemos a comprar por miedo a combinarlas mal con la ropa que ya tenemos o porque no tenemos ni idea de cómo lograr que se vean bien.

Pero hoy te daremos algunos ejemplos de prendas que creías jamás se verían bien juntas, así quizá te animes a comprar prendas que salgan de tu zona de confort y poder verte mucho más fashionista.

Una falda larga que parece bastante formal con una blusa blanca que no podría lucir más simple y casual.

Pantalones de oficina, la misma blusa blanca simple de arriba y sandalias ¡Aunque usted no lo crea!

Tus pants más deportivos con ese hermoso y femenino top.

Pantalones ajustados arriba del talón con tenis y calcetas.

La parte de arriba como si fueras a la oficina y debajo tus shorts de playa.

Usa tus pantalones de oficina el fin de semana. Sólo necesitas una blusa casual y tu cardigan favorito, ese que te hace sentir ultra cómoda.

Esas chanclas que parecen sacadas de la ducha con tu outfit de todos los días.

Tu chamarra de mezclilla encima de tu vestido de novia.

Un look sexy o rockero con el cardigan que parece salido del closet de tu abuelita.

Un short largo de lycra, un top deportivo, tenis y tu chamarra de mezclilla. Y no, no es para ir al gym sino para salir casual por la calle.

Te recomendamos

Tienes que ver