Looks sofisticados que te motivarán a dejar de ser ‘Nini’

Dejar de ser nini, a diferencia de lo que muchas piensan, es cuestión de motivación. Es decir, escuelas y trabajos sobran, quizá no los que te gustarían, pero con pasos pequeños podemos llegar a la luna. La motivación no va a llegar de la nada, necesitas trabajar duro y tener una concepción más clara de la realidad. Pero lo más difícil es apasionarte por tus metas, así que para echarte la mano te dejamos unos looks para que te proyectes en la escuela/trabajo de tus sueños.

Ahora tendrás excusa para usar esa camisa formal que siempre soñaste. También sacarle todo el provecho del mundo con tus jeans, pantalones formales, negros, blancos, etcétera…

…incluso puede ser una camisa semiformal, pues estas son prendas que no puedes usar en tus escasas actividades. Una buena motivación sería convertirte en la mejor vestida de tus compañeras.

Un look all black, sólo puedes usarlo en fiestas muy aburridas o en (el universo no lo quiera) funerales. Pero para una oficina es de lo más chic y sofisticado que puedas usar.

Ese vestido semiformal que compraste por impulso será tu nuevo acompañante a las entrevistas de trabajo/exámenes de ingreso de universidad. te sentirás cómoda, segura y toda una profesional.

Así estés cómoda con tu look casual de polera y jeans, no niegues que te mueres por combinarlos con unos tacones y bolso de ensueño. Look que no puedes usar como nini sin lucir exagerada.

Falda lápiz, con tacones y blusa formal. La tendencia de las faldas tipo lápiz jamás se ha ido, y seguro has visto tantos looks que deseas probar todas tus blusas en una falda nueva.

Short formal con camisa de manga larga. Un short casual lo puedes usar siempre, pero ¿no tienes ganas de uno formal? Ese que resalta tus blusas y zapatos igual o más que cualquier otra falda.

Pantalón chic con body y tacones. Cada año hay un pantalón trendy que todas las amantes de la moda morimos por usar, pero que son tan sofisticados que sólo pueden lucirse profesionalmente.

Un jumper largo formal es difícil de acomodarlo a situación. Sé que puede usarse en bodas, pero siendo realistas ¡ya no es temporada de bodas! Un trabajo/escuela hará que valga la pena su compra.

Ese look chic, sofisticado y profesional que ya planeaste mil veces en tu cabeza. Aquel que usarás cuando te sientas en camino de cumplir tus metas y pasiones. Suerte amiga, no pierdas el tiempo, motívate y vive más.

Te recomendamos

Tienes que ver