Ideas para rellenar tu brasier como toda una profesional

Tener busto pequeño no tiene nada de malo, es una característica más que le da personalidad al cuerpo femenino. Pero hay ocasiones en las que deseamos vernos un poquito más voluminosas y es cuándo las mujeres recurrimos al relleno. Si bien ya existen brasieres que cumplen con esta función, a veces no es suficiente y nuestras expectativas no quedan satisfechas.

Y es para esas situaciones para lo que hemos traído estos increíbles tips.

Rellena con calcetines

Lo primero que debes de hacer es usar un sostén con almohadillas, así disimularás el relleno que le añadas. Este sostén tiene que ser una dos tallas más grande de lo normal para que el relleno quepa. Colócate el sostén moviendo cada uno de tus senos hacia arriba y al centro para formar un espacio en la parte de abajo, es ahí donde introducirás los calcetines.

Elige los calcetines fijándote en el grosor y tamaño, dependerá de cuánto quieras aumentar la apariencia de tus senos. Dobla los calcetines para que queden parejos de todos lados y un poco planos, introdúcelos en la parte inferior onde están las almohadillas de tu sostén, acomódalos, ponte una blusa y mírate al espejo para ver si quedaron parejas y sin bordes raros.

Doble sostén

Consigue un sostén sin tirantes y que sea push up, y otro brasiere moldeado y con almohadillas que si posea tirantes.

Colócate primero el sostén sin tirantes y acomoda tus bubis en él. Después colócate encima el otro brasiere y ajusta los ganchitos para que no te quede demasiado apretado. Ajústalos para que no se vena bordes ni bultos.

Almohadillas

Adquiere unas almohadillas extra para tus brasieres, pueden ser de espuma o bien de silicón, la elección dependerá de tu gusto. Colócate el sostén que sea moldeado y con almohadillas para que el relleno extra no se note. Coloca las almohadillas dentro de tu sostén, en la parte baja de tus senos, puedes adherirlas con cinta adhesiva si es que se mueven demasiado.

Ajusta tu sostén para que no quede suelto demasiado apretado.

Pañuelos desechables

Usa un brasiere que sea push up, que tenga almohadillas y que tenga una buena forma, esto te ayudará a disimular el relleno que le añadas. Toma algunos pañuelos desechables (la cantidad dependerá de cuánto quieras aumentar tu busto). Dóblalos hasta que se adapten al tamaño natural de la copa de tu sostén, puedes usar tijeras para darles forma y que ningún papelito sobresalga.

Coloca los pañuelos dentro de tu sostén en la zona de las almohadillas y acomódalos, puedes adherirlos con cinta adhesiva para que te sientas más segura. Recuerda que el sudor de tu cuerpo podría deformar el relleno, pero este método funciona en una situación de emergencia.

Sostén de silicón

Existen ya brasieres de silicón que son sólo las copas, la ventaja de este tipo de prendas es que juntan los senos creando un escote mucho más pronunciado. Así que puedes ajustar tus bubis de esta manera y luego colocar un brasier normal con relleno encima para que tu busto se vea mucho más voluminoso.

 

Te recomendamos

Tienes que ver