El perro de Kendall Jenner mordió a una pequeña niña

Kendall Jenner pasó el peor momento de su vida, cuando su perro “mordió” a una pequeña niña en la terraza de un pequeño restaurante en Los Ángeles.

La niña se encontraba sentada junto a su madre, cuando el perro le soltó lo que en apariencia parece ser una mordida de ‘estate quieta’, porque la herida no fue más que un mero rasguño que a penas rozó la piel.

La madre la llevó dentro del restaurant para que los empleados le aplicaran hielo. Kendall se fue sin decir una palabra cuando la madre se encontraba dentro.

No sé ustedes, pero si tienen perros, saben que ellos no atacan sólo porque sí y menos a un niño. Así que podríamos especular que la niña estuvo molestando al perro hasta que este se hartó. Y es que la madre no interpuso queja alguna, lo que nos indica que es consciente de que su hija tuvo cierta culpa en ello.

Te recomendamos

Tienes que ver