9 Contras de irte a vivir con tu novio

Ten cuidado cuando un hombre te llegue a proponer que te vayas a vivir con él, ya que por la emoción a veces podríamos decir que sí, aunque en realidad podrías estar cometiendo un grave error que puede provocar cientos de peleas y enojos.

No digo que todos sean así, pero hay que aceptar que sí es muy común que estas cosas sucedan.

9-CONTRAS

1. Muchos hombres simplemente se rehusan a ayudar a limpiar la casa.

Por mas que se los pidas, ellos son felices viviendo en un cochinero y  hacerlos cambiar de parecer será un poco difícil.

2. Roncan como bestias salvajes.

No te dejan dormir por las noches debido a sus ronquidos que pueden ser escuchados incluso por los vecinos.

3. Cuando se bañan, todo se convierte en un caos.

Dejan su ropa tirada en el baño, cuando se rasuran dejan sus vellos en la pared, dejan desacomodado y abierta la tapa del shampoo, el jabón con muchos pelos, y el suelo de la parte del escusado completamente mojado.

4. Las peleas se convierten en algo terrible.

Todas las parejas llegan a tener discusiones, y no hay nada peor que tener que verse la cara  todo el día cuando están muy enojados. El estrés y la tensión de no hablar con esa persona a la que supuestamente amas, es terrible.

5. Si deciden terminar ¿Ahora que haces?

Eso de regresar a casa de tus papás es muy humillante, y es posible que no te alcance a ti sola para rentar otra casa o departamento.

6. La pasión disminuye.

La naturaleza humana está programada para insensibilizarnos ante estímulos permanentes, esto quiere decir que te acostumbrarás tanto a ver tu pareja, que la pasión disminuirá inevitablemente.

7. El dinero será un problema.

Comprar muebles, televisión, etc, es muy costoso, así que a menos que tengas un buen trabajo y estés económicamente estable es recomendable vivir con alguien, si no los problemas podrán comenzar en muy poco tiempo por más amor que se tengan.

8. Siendo sincera, ya casi no saldrás con tus amigas hasta altas horas de la madrugada.

Si eres una chica acostumbrada a salir todos los fines de semana con tus amigas, ten en cuenta que ésto ya no lo podrás hacer con tanta regularidad como antes, ya que puede molestarle a tu chico, a menos que lleguen a un acuerdo. Si él no tiene problemas, deberás medirte mucho en cuánto bebes y tus acciones.

9. Renuncias a tu familia y pasarás menos tiempo con ellos.

En el momento que decidas salirte de casa, renuncias completamente a todo lo que tus papás por años te facilitaron. Esto quiere decir que ahora tú y tu pareja tendrán que cocinar diario, limpiar la casa, pagar servicios, arreglar imperfectos y pagar renta. De igual manera si eres muy unida con tus hermanos o papás, ten en cuenta que ya no los verás tan seguido como antes.

Hoy sólo nos enfocamos en las cosas negativas, aunque también hay muchas positivas que trataremos en un artículo posterior. Mucho dependerá de la relación que tengas, tu madurez y la confianza con tu pareja.

Te recomendamos

Tienes que ver